El caso de Emilio José es atípico en todos los aspectos: atípico por debutar con un disco doble, atípico por dejarse llevar exclusivamente por la autocomplacencia y por sus devociones personales sin miramientos, atípico porque su nombre coincide con el de un cantautor de los 70 un tanto cuestionable -sí, el de “Soledad”-, y atípico por hacer de Quins (Orense) el centro del mundo musical. Esto realmente es admirable, rendir homenaje con su música al continente donde nacen los recuerdos y la saudade, comprometiéndose sin partidismos políticamente.

Pero antes de entrar en materia es importante resaltar que no se trata de un recién llegado que sale a la palestra con un “Smile” (Nonesuch, 2004) casero destilando luminosidad precaria. Anteriormente Emilio se forjó en Apeiron, grupo orensano también difícilmente clasificable que se acercó al sello Morr para llevar a cabo una labor deconstructivista a base de programaciones imposibles y formulaciones pop minimalistas. Los más curiosos que escuchen con cariño el collage exquisito “Todo Sigue Intacto” (Foehn, 2002) y no se arrepentirán.

Apeiron queda en stand by pero Emilio continúa activamente desarrollando una cantidad ingente de canciones en las que fusiona modernidad y tradición con acierto, en las que no renuncia al gallego -”Soy un cantautor de Quins y en Quins se habla gallego”- sino que lo acerca a la bossa nova y al rap cuando le apetece predominando la melodía sobre la lengua utilizada. En el uso de la retranca y la ironía -de las que su música no está exenta, más bien todo lo contrario- sus composiciones recuerdan a unos Resentidos pasados por un filtro minimalista. Tampoco se olvida del tropicalismo, en ese sentido también se aproximaría -salvando las distancias, Emilio es mucho más divertido- a El Guincho.

El caso es que el material da para sacar un disco doble que Foehn edita en el 2009, “Chorando Apréndese” (Foehn, 2009). No lo olvidemos, estamos ante un músico sorprendente, ecléctico y romántico a partes iguales, que se atreve a hacer una gira por los pueblos de España o regalar EPs en sus conciertos -sin aderezo extramusical y grabados con un micro de Skype-, por lo que la presentación tenía que ser por todo lo grande, y la elección de un túnel de la autovía Orense-Vigo para hacerlo -cerca de Quins, acompañado por Los Pentagramas- es impagable.

El álbum contiene en realidad dos tratados distintos pero con claras conexiones entre ellos, el primero es un collage de pop clásico lo-fi -me asusta un poco utilizar la palabra clásico hablando de quien hablamos-, bossa nova, electrónica y hip hop, mientras que el segundo tira directamente por la música brasileña.

Las críticas que recibe el disco son muy buenas y sin duda su destino son los primeros puestos en las listas de mejores discos nacionales en el 2009. Esperemos que Emilio mantenga esa vena creativa y el buen humor y nos siga sorprendiendo como hasta ahora en sus siguientes entregas.

Por lo de pronto ya consiguió generar polémica con su nuevo corte “Adeus Feijóo”, en el que fantasea con el suicidio del presidente de la Xunta y lanza perlas como “Rosa Díez paredón”. La canción fue censurada por el concurso A Polo Ghit organizado por la web Vieiros y la Radio Galega. No dramaticemos sin conocimiento de causa ni saquemos los pies del tiesto, Emilio es el primero que antes se ríe de sí mismo y se toma en serio sólo lo justo y necesario.

En 2010 Emilio entrega un cilindro fonográfico “Ipanema 6:20” (SOSOaudio, 2010) -edición limitada a 27 copias, 100€ de nada la unidad- con el corte “Ipanema 6:20” y antes de terminar el año, el 13 de diciembre, sale a la venta el 7" "A Amizade" (Garibaldi, 2010), su trabajo más pop hasta la fecha.

Compartir

Grupos relacionados

Comentarios

foto del usuario Vil Megalove
Vil Megalove
6 noviembre, 2009 at 00:25

Fue muy curioso verlo en directo en Compostela. Eran un trío acústico de guitarra, un batería/percusionista/xilofononista y Emilio al bajo, guitarra y voz.

Fue un cachondo, bromeó con la gente entre canciones llegando a decir: “parece que os lo pasáis mejor cuando hablo que cuando tocamos”, también recuerdo que presentando “Adeus Feijó” comentando su decepción por la eliminación de la canción en A polo Ghit, aclarando que simplemente era ficción.

El disco es una marcianada maravillosa.

foto del usuario Fernando Fernández Rego
Fernando Fernández Rego
6 noviembre, 2009 at 00:49

Estamos ante la demostración más clara de que puedes hacerte el disco en casa y alcanzar altas cotas de brillantez.
Lo de Feijoo fue un poco sacado de quicio pero… con el poder hemos topado y presidente de la Xunta y Radio Galega… 2+2=4 :)

foto del usuario Javier Marzal
Javier Marzal
10 noviembre, 2009 at 18:04

Vaya, tiene una pinta maravillosa…..

foto del usuario Raúl Alonso
Raúl Alonso
10 noviembre, 2009 at 18:13

Javi, lleva tu nombre

foto del usuario Javier Marzal
Javier Marzal
18 noviembre, 2009 at 18:01

“Wifi no Casal” me ha parecido un temazo enorme…por cierto, mete una frase de “The red telephone” de Love….:)

foto del usuario O Ghaio
O Ghaio
14 junio, 2010 at 23:35

Este tío es lo más original que he oído en muchos años. Y me alegro. Aunque prefiero el lado más pop que muestra en las maquetas, con temas como “Adeus Feijoo” o “Anju Kitahara”.

Add Comment Register



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>