foto del grupo Almas Humildes
Periodos activos
1960 - 1970
Procedencia
Madrid
Estado
Inactivo
Publicado por
Julián Molero
Fecha publicación
26/09/2010
Estilos
5 fans

Tras un nombre ciertamente monjil se esconde uno de los mejores grupos de folk y folk rock del panorama español con una evolución lógica, que pasó de las guitarras acústicas a los instrumentos enchufados a la corriente alterna, y de los temas de canción protesta cantados en español a los presupuestos del folk rock británico y norteamericano cantados en inglés. El grupo se forma como trío a finales de 1966 en la Universidad Complutense. Antonio Resines (no confundir con el actor, que es primo suyo) era un forofo del folk irlandés con gente como The Dubliners en el horizonte. Juan Francisco Seco había nacido y vivido en Francia e interpretaba en solitario temas de Brassens y Jacques Brel, Alex Kirschner estudiaba en el Conservatorio y tocaba varios instrumentos. De esta reunión surge Almas Humildes, que enseguida fue auspiciado por el locutor Ángel Álvarez desde su programa y su organización Caravana. Él les consigue sus primeras actuaciones en el auditorio de La Voz de Madrid y pronto se hacen habituales de los conciertos organizados en facultades y colegios mayores.

En 1968 graban sus primeros discos en Sonoplay, obteniendo un éxito importante con "Cuervos" (Sonoplay, 1968) y "La Gacela" (Sonoplay, 1968), temas compuestos por Antonio Resines. El primero de ellos estará en el top 10 de ventas varias semanas y ambos sonarán frecuentemente en emisoras de radio. Son buenas composiciones, aunque pecan de una cierta grandilocuencia retórica que frenó la ascensión popular del grupo. Resines también es por aquellas fechas autor de "Anoustchka", uno de los mayores éxitos de la discografía de Los Pasos.

A finales de ese año aparece en el mercado el único LP del grupo, "Ideas" (Sonoplay, 1968), que recoge las canciones contenidas en anteriores singles más ocho temas inéditos entre los que alternan cortes genuinamente folk con otros más cargados de orquestación e incluso un par de muestras de chanson française.

En 1969 van a iniciar una evolución estilística muy importante. Es un año casi sin grabaciones, pero con bastantes directos en el que van a estar acompañados por otros músicos. Por esas fechas va a abandonar el grupo Alex Kirschner, actuando en algunas ocasiones como dúo los otros dos componentes. Finalmente van a convertirse en quinteto con la entrada de Javier Navarro y del batería Guillermo Polo, procedentes ambos de Los Diablos Rojos, un grupo pionero del rock madrileño que no dejó grabaciones, y José María Alameda, que tan solo grabará un single con ellos.

Con esta formación electrificada van a adoptar un estilo folk pop con adaptaciones de Neil Diamond o el francés Hughes Aufray, además de las composiciones de Resines, que seguían siendo mayoritarias en el repertorio del grupo. Lo de ser un quinteto va a durar poco, pues Alex Kirschner abandonará la formación en 1970. Ese mismo año aparecerá "Cantemos" (Discophon, 1970), que les llevará de nuevo a las listas nacionales de ventas y que supuso un acercamiento feliz a la música más comercial. Se anunció un segundo LP, que contaría con la producción y arreglos de Waldo de los Ríos; sin embargo, se quedó únicamente en proyecto.

Pero la prioridad de Juan Francisco, Antonio, Guillermo y Javier no era la música sino sus carreras universitarias, que ya en los últimos cursos fueron alejándolos de los escenarios. Aún publicarían un par de sencillos en 1972 para retirarse discretamente de la música. Un exceso de elitismo o un cierto despego respecto al público hizo que Almas Humildes no acabaran de cuajar desde un punto de vista estrictamente comercial, lo que no impide que sean dueños de una serie de canciones históricas en el folk español de autor y autores de una carrera no excesivamente larga, pero capaz de aportar matices evolutivos más que interesantes.

Compartir

Grupos relacionados

Discografía del grupo

1 2

Comentarios

foto del usuario Raúl Alonso
Raúl Alonso
4 noviembre, 2010 at 18:04

En todas sus canciones me parece que les falta empaque y garra, y les sobra ampulosidad, una pena porque me parece que tienen buenos temas pero que no llegan a pegar… igual la producción podría haber ayudado algo más, como en “A cup of sugar”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies