portada del disco Plástico

La condición de encrucijada de caminos, de plataforma de lanzamiento hacia miles de proyectos posteriores de renombre, hace de Plástico objeto de culto a todo interesado por la arqueología musical de los 80. Situado quizá a la altura de Ejecutivos Agresivos por ser, en apariencia, un proyecto insustancial más allá de lo que tuvo de preparación para muchos de sus componentes como fogueo para aventuras de mucho mayor calado que vendrían después, el paso por Plástico de Eduardo Benavente, mártir de toda aquella generación, no hizo sino acrecentar al maximo la leyenda de la banda.

Cuando se tenía por asumido desde hace tiempo que el legado de la misma se reducía a "Nieva" (RCA, 1980), un sencillo que no les dejó nada satisfechos, Rafa Gutiérrez, guitarrista de la formación (y componente luego de Hombres G) hace saber a Subterfuge de la existencia de toda una bobina con la grabación que hizo el grupo en los estudios Hispavox en la Plaza de Ramales de Madrid en 1979, en un sólo día, de nueve de la mañana a nueve de la noche. Además informa de quién tiene la cinta: Luis Carlos Esteban (Olé Olé). Se gesta así el proyecto de sacar a la luz algo así como uno de los secretos mejor guardados de los previos de la generación de los 80.

En realidad el disco no viene sólo a completar lo que se sabía de Plástico sino que de algún modo pone a la luz todo el abánico de posibilidades que intentaba la banda en su intento de salir adelante. Un espectro que contemplaba como principal argumento el explorado por Tequila: propuesta adolescente, reivindicando marcha y rock and roll ante el aburrimiento ("Me va la marcha","Necesito rock 'n' roll"), pero que se adentraba a su vez en otras vertientes.

Suenan a funk en "Ella" (aunque finalmente uno cree reconocer argumentos como los esgrimidos tiempo después por Radio Futura, por ejemplo) o en "Déjate llevar"; a nueva ola en la lograda "Aturdido" o vaqueros en "Es así todos los días"... Pero sobre todo se muestran como lo que eran, unos críos, inocentemente macarras cuando hablan de patinetes asesinos o sobre fiestas que realmente parecen guateques infantiles.

Como maqueta que es, el valor histórico y documental de la cinta supera en algunos momentos a la música: el bajo suena inmisericordemente precario, los coros malogran alguno de los intentos de mayor intensidad emocional ("Esto es") y se fracasa a mi juicio en "Tu primera vez" en preparar algo parecido al "Para ti" de Paraiso. Pero de igual forma, la suciedad con la que preparan alguno de los cortes, pone su rock de la época en paralelo a como llegaron a sonar la misma Banda Trapera del Río ("Tira la piedra a la Luna").

El disco es una gran oportunidad de conocer a Plástico, de acceder a ese capítulo que no se había leído sobre la antesala del rock de los 80. Presentado con letras originales de la banda y un texto sobre su trayectoria se me antoja como una ocasión única.

Compartir

Otros Discos

Comentarios

foto del usuario Joaquín Felipe Spada
Joaquín Felipe Spada
7 noviembre, 2020 at 20:52

No es que el bajista sea malo, pues sus líneas no están mal diseñadas ni tocadas, pero DEBIÓ USAR UN AFINADOR, pues parece que esté tocando con otro grupo en otra dimensión sonora. Y así, consigue que parezcan desafinados todos los demás aunque de vez en cuando también lo estén

foto del usuario TGL
TGL
8 noviembre, 2020 at 15:43

Gracias por la aportación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies