portada del disco Los Tamara

Pucho Boedo abandona el grupo en este año 76 debido a problemas renales, no volvería hasta el 82 iniciando su carrera como solista. Paco Montero ocupa su lugar a la voz.

La ausencia de Pucho es más que notoria, Prudencio Romo gana protagonismo, siendo el responsable de los arreglos y de gran parte de las letras del disco.

Luna caprese” -corte que formaría parte de un single completado por “Volverá”- es una composición de L. Riccardi, adaptada al castellano por M. Arnau. Una canción que trae a la mente la imagen de una orquesta tocando en la playa a la luz de la luna.

En “La saporrita” -Juvenal Vitoria-, “El cuartetazo” y “El medallón” tiran de orquesta tropical para caldear el ambiente. “Mi pueblo” es una composición intimista de Prudencio Romo que habla sobre los cambios que el tiempo trae consigo. Otra composición de Romo destacable es “Eres un rollo”.

Los aires de orquesta tropical son de hecho las protagonistas de un disco en el que cumplen, pero pierden tirón. Un disco fresco y desenfadado al que le falta intensidad.

Compartir

1 2 3 5

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies