Veu de Mallorca

El debut discográfico de Guillem d’Efak se presenta con cuatro composiciones propias un tanto heterogéneas en cuanto al estilo. En ellas el balear mezcla la inevitable influencia francesa y su chanson, la canción ligera de la época y el jazz orquestal.

La cara A de este microsurco está dedicado a dos temas marca de la casa. Dos cortes vibrantes de ritmo alegre pero con un trasfondo amargo y es que las letras de Guillem siempre tienen un punto irónico y aunque sean dolorosas en su interior están llenas de vitalidad. Como curiosidad destacar que en «Adéu, Andreu» aparece el demonio Cucarell del que en un futuro grabará un EP para él solo: «El Dimoni Cucarell» (Concèntric, 1966).

La cara B es más lírica. Abre «Avemaria de Robines» con un cante sobrio y un tanto afectado. Más destacable es el tema que cierra esta referencia, «La balada d’en Jordi Roca«. Basada en hechos reales cuenta la historia de un chico ajusticiado en Manacor el 4 de mayo de 1851 al ser acusado de robar en una posada. Más tarde se supo que no había sido él, sino un militar de permiso que sabiendo que Jordi era amante de la esposa del posadero aprovechó un encuentro de estos para robar en la posada. Siendo, de este modo, su único delito amar a quien no debía.

Grupo:

Guillem Fullana i Hada d’Efak nace en...

Compartir:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Tracklist:

CD 1

  1. Adeu, Andreu
  2. Avemaria de Robines
  3. No em sap greu
  4. Balada d en Jordi Roca

Compartir:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en email