Tan Lejos

Y lo hicieron. Vaya si lo hicieron. Con tan sólo un corto a sus espaldas y espaciados por tan sólo un breve intervalo de tiempo, la formación asimila sus influencias y las hace suyas, generando por fin un sonido propio y una personalidad diferenciada, hasta el punto de regalarnos una de las mejores canciones del pop español de todos los tiempos, como es «Tan lejos».

«Tan distanciados tu y yo…»

Tan lejos. Qué decir. Una canción tocada por la gracia divina, en la que nada sobra y nada falta, en la que cada palabra es absolutamente necesaria, cada nota e, incluso, cada desafino en la voz. Cantada desde un rincón muy angosto y enredado de madreselvas vasculares que tan sólo impiden, desde ese corazón torniqueteado, exhalar esta canción, canción de las relaciones fracasadas, canción de las relaciones acabadas, canción de las relaciones marchitas, canción de las relaciones sepultadas y, aún así, sujetas por un vaso apenas perceptible en su sangría. Canción que con su desnudez en las formas y su precisión de cirujano inspiraría, sin quererlo, todo un estilo, con Carlos Berlanga y las Vainica.

«…conociendo a nuevos amigos»

Pero lo bueno de este corto es que sus compañeras no desmerecen. De hecho habrá quien prefiera «El signo de la cruz», con su potente bajo y su ritmo trepidante, versionada por Family y Fangoria en conjunto, en relación a lo que veníamos comentando antes. Es en esta canción donde los menos curtidos ya saltan, definitivamente, para soltar la tan manida frase de «pero qué mal canta». Pero uno con el tiempo ha aprendido a lidiar con voces tan difíciles como las de J o Luque, y sabe que el virtuosismo en la voz es algo totalmente superfluo, diría más, perjudicial como vehículo de transmisión de sentimientos.

«Noviembre» es sin duda el patito feo del lote, recordando un poco a los temas de «El Vacío» (GASA, 1982) (de hecho es la primera composición de la banda), pero no está lo suficientemente mal como para deslucir este magnífico e imprescindible disco de un grupo “asombrosamente prolífico y alejado de las corrientes más superficialmente oportunistas que pululan por Madrid (…), del que hay que esperar con cierta ansia su primer elepé” (J.M. Costa).

«Sé que ya es tarde / para empezar de nuevo / no hubo remedio / fue un error».

Aunque sinceramente prefiero mantener la fé en mi mismo.

Grupo:

Entre tanto cachondeo y picaresca, los hermanos...

Compartir:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Tracklist:

  1. Tan lejos
  2. El signo de la cruz
  3. Noviembre

Compartir:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en email