portada del disco School

Verdadero debut de P.P.M. con Basati Diskak tras el adelanto que supuso el EP "Play it, Motherfucker" (Basati, 1994). Grabado con todo cuidado, el sello vasco ofreció a los granadinos el trabajo durante un mes en San Sebastián en los estudios de Iñaki de Lucas, trabajando con Alberto Mutes-Locate como segundo técnico de sonido y Mikel El Gordo (Vómito, Speed) como productor.

Demuestran los granadinos su capacidad para desplegar punk rock ortodoxo, diriase con raíces de lo más variado. Insistentes en su apuesta por el inglés para las letras, ilustrando su deuda para con los palos duros del otro lado de más allá de los mares desde el autobús de la portada.

Así uno parece estar escuchando a los Saints australianos entre muchas de las canciones del disco (veáse de entrada por ejemplo la misma "Dreamin' 69" o "Fun in the sun"), disfrutar de las posibilidades de melodías vocales en un ambiente de dureza generalizada o experimentar que el punk puede sonar a una unidad acorazada de panzers avanzando, lenta pero implacablemente: "No difference".

También hay pegada, seca y contundente en "Not for you" , quizás el tema de mayor aroma británico de todo el lote.

"Confusion" tiene algo de jaleo rocker, de unos Stray Cats anfetamínicos; los Beatles no sonaron jamás tan canallas como en la versión de "I wanna be your man", y "Mary Jane" tiene su personalidad propia con una batería que para de repente para atrancar, como a la contra, el ritmo general. 

Un gran disco con un acertado final, "That's enough", luminosa y dura.

Compartir

Otros Discos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies