portada del disco Restos de un Incendio

En el año 2002 Migala miran atrás (algo que siempre han hecho), pero esta vez centrándose en su propia obra. Así, "Restos de un Incendio" (Acuarela, 2002) no es más que una reinterpretación de algunas de sus canciones, dentro de sus inquietudes de entonces: suenan más directos y ruidosos, aunque no se libran de esa cierta pedantería de la que adolecen.

Pero es para bien. "La canción de Gurb" suena mucho mejor sin el recitado en inglés de Abel Fernandez que tenía la versión de "Así Duele un Verano" (Acuarela, 1999), y aunque recuerde peligrosamente a los mejores Mogwai no pierde ese deje "fronterizo" que tanto les gusta a Migala. En "El pasado diciembre" suenan más Will Oldham que nunca y "Noche desde un tren" recupera "La noche" de "Arde" (Acuarela, 2000) y lo funde acertadamente con "Soy rebelde" de Jeanette. "El retraso" suena demasiado sobreactuado y "Aquel incendio", con aquel sample de "El Hombre que Mató a Liberty Valance"  (John Ford, 1962), que reinterpreta "Arde" sin superarla. No sucede así con "Un puñado de coincidencias", de la que hacen una preciosa versión.

El disco es interesante en general, pese a que roza la sobreproducción y (sí) el ombliguismo. Pero, sea como sea, "Restos de un Incendio" era necesario para que Migala firmasen su siguiente disco.

Compartir

Otros Discos

Comentarios

foto del usuario Raúl Alonso
Raúl Alonso
27 diciembre, 2009 at 01:01

Sólamente por el recitado de Córtazar fundido con esas guitarras post-rock en «Instrucciones para dar cuerda a un reloj» el disco ya vale la pena. Enorme.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies