portada del disco La Eterna Soledad

Este LP recoge canciones procedentes de sesiones de grabación muy espaciadas en el tiempo y que van desde 1974 a 1976. Al final es editado por Diresa, que no es propiamente un sello discográfico sino una empresa distribuidora, que fue adquiriendo diferentes  sellos catalanes que iban desapareciendo.

Además de “Señor importante” y “Los que somos” ya comentadas en el single correspondiente, hay que comentar la canción que da título a todo el disco, “La eterna soledad”, una medio tiempo en que de nuevo Marisa Medina vuelve a mostrar su registro más áspero en unos arreglos orquestales remarcables que contrastan en su suavidad con la voz de la cantante. Canciones íntimas y reivindicativas, en cierto modo de particular protesta, como es el caso de “Ni falta que nos hace” o “Cristales rotos” .  La aportación principal de Marisa Medina a este LP hay que buscarla en las letras que ella escribió y que dejan ya entrever la reivindicación de un feminismo, centrado más en las relaciones individuales que en las sociales.

Un LP que apenas tuvo trascendencia y fue muy escasamente publicitado en un momento en que la musa del blanco y negro televisivo había dejado paso al color, a la transición política y al destape, donde también se prodigó Marisa Medina con  desnudo en la portada en el Interviu incluido.

Compartir

Otros Discos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies