portada del disco El Baile Final...

"Un disco de pequeños homenajes y grandes reivindicaciones".

“El Baile Final...” (Bittersweet, 2009) es la última entrega de Los Coronas, en la que Óscar Ybarra abandona el barco para centrarse en Marlango y la banda reducida a cuarteto nos entrega un gran disco. Fernando Pardo recientemente comentaba que cambiaron la arena de la playa por el desierto, y es que la esencia del disco está en los western clásicos. Los esquemas son los de siempre, surf instrumental y rock primitivo, pero con guiños a Ennio Morricone y al espíritu cinematográfico del spaghetti western. Para ello cuentan con las colaboraciones de José Alberto Varona a la trompeta y de Jairo Zavala (La Vacazul, Depedro, Calexico) en un tema, “El descastao”. La producción del disco corre a cargo del propio Fernando Pardo, lo graban en el País Vasco con Kaki Arkarazo, pero en esta ocasión se acercan a Tucson (Arizona) para mezclarlo y a Ventura (California) para masterizarlo.

Presentan diez canciones propias y dos versiones, “Libertwango” de Astor Piazolla y “Jinetes radioactivos”, mezcla muy lograda del “Ghost riders in the sky” de Stan Jones -que aporta el jinetes al título- y el “Radioactivity” de Kraftwerk -que aporta el radioactivos-.

Abren con “Libertwango”, aires hispanos y cinematográficos marca de la casa que muestran su gran estado de forma y su facilidad para apropiarse con maestría de canciones ajenas. En “Big wave riders” miran horizontes lejanos y jinetes de grandes olas, aumentan la intensidad con Loza desplegando contundencia en la percusión y una trompeta que aparece en los momentos indicados para ir ganando terreno poco a poco. Y es que uno de los grandes aciertos de este disco está en la perfecta incorporación de las trompetas a sus desarrollos rítmicos habituales. “Sangre en la arena” confirma que estamos ante un disco con una clara vocación cinematográfica, las trompetas -además del título claro está-, le dan un aire muy taurino.

“Los rumbaleros” trae aires de western europeo, de Ennio Morricone aderezado con ritmos castizos, más bandoleros que vaqueros. “Aguascalientes” suena más melancólica, el sol se pierde en el horizonte y la noche acecha antes de “El baile final”, ritmos primitivos con reminiscencias yé-yé minimalistas. “Alamerde” -guiño al famoso “a la mierda” de Fernando Fernán Gómez-, no va más allá de la anécdota y es uno de los cortes más flojos del disco. Cierra el medio tiempo con brillos diamantinos “Calle tesoro”.

El disco confirma a Los Coronas como uno de los principales referentes de la escena surf tanto nacional como internacional y pone de manifiesto que los años no pasan en balde, sino que otorgan experiencia y maestría. Sin complejos, con la imaginación y las raíces por delante, complejizaron su sonido dotándolo de una riqueza de matices que crece disco tras disco.

¿Te aburre la música instrumental? Dales una oportunidad, escucha este disco un par de veces y luego me cuentas.

Compartir

1 2

Otros Discos

Comentarios

foto del usuario Los Coronas – Imperdibles y Creepers

[…] La Fonoteca, El Baile Final: http://lafonoteca.net/disco/el-baile-final […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies