portada del disco Corazón Ardiente

El primer trabajo de Demonhigh son son diez pelotazos cargados de luminosidad, velocidad y descaro. Ellos optan por el castellano, sumándose a ese ramillete de bandas como Novedades Carminha o Mujeres. En la recámara quedan apuestas internacionales como Dávila 666, Black Lips y Jacuzzi Boys.

Nos encontramos con acordes sencillos, ritmos pegadizos y agresivos, y baterías contundentes. Ritmos vacilones y estribillos en llamas que consiguen que el oyente se enganche a sus melodías desde el primer acorde.

Y es que el disco comienza muy fuerte, “Corazón ardiente” es un temazo que hace que el sol ilumine las calles mojadas. “Billetes” no afloja el ritmo, coros contagiosos y una base rítmica hace que la temperatura continue subiendo… “Ya no sé qué haría yo sin ti / si te vas prefiero dejar de vivir… Te quiero para mí”.

Jacuzzi” comienza con aires de medio tiempo instrumental para a los cincuenta segundo explosionar en un torrente de electricidad y ritmos primitivos. “Jungla caliente” es otra de las joyas de la corona, un hit hipnótico que es una declaración de intenciones en toda regla: “Caminando en esta jungla de asfalto / soy salvaje y siempre lo seré”.

Con “Noche hipnótica” muestran que pueden hacer cortes más oscuros y ambientales, tirando de electricidad y distorsión. En “Nacer para morir” se transforman en un power trío que pisa el acelerador hasta el fondo. Cierra el medio tiempo "Ya no estás tú".

Un disco muy prometedor. Esperamos nuevas entregas con ansia.

 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies