portada del disco Chulería

"Dime con quien andas..."

Porque Mucho Muchacho va a lo seguro y para su primer disco en "solitario" se rodea de lo más granado del hip hop nacional. E internacional, claro, ya que "Chulería" (CREAM, 2003) tiene un claro toque neoyorquino. Hay que recordar dos de los grandes héroes de Mucho Mu: Redman y Nas, grandes MC de la gran manzana de los que siempre ha aprendido el Muchacho.

Porque, ¿qué diferencia al primer disco de Mucho Mu con sus historias en 7 Notas 7 Colores? Todo y nada. Por un lado no está ni Dive Divosso en las producciones. Éstas corren a cargo de Zemo, Ray Doll y Griffi (a éste volveremos más adelante). Por otro lado Mucho Mu va por otros derroteros (aunque no lo parezca).

Ya en la "Intro" pasa lista de sus colaboradores (Juan Solo, DJ Vadim, Griffi) y, claro y a los amigos del alma (Supernafamacho). La temática es la misma: historietas de la calle, MCs en su camino al éxito, "chulería" (toma, no: "yo soy el rapero favorito de tu rapero favorito") y hip hop ("y no pares nunca").

Griffi hace de las suyas a lo largo del disco como productor. En "Mucho" pone la banda sonora al cuento callejero de Mucho Mu, dejando su sello: sonido setentero y espacial, trompetas, pianos eléctricos y mucho, mucho funk. Bastante mejor es "Mu-cho!" donde Griffi asalta al oyente con un sinte ácido como bajo. "Raperitis" es algo más, ya que tiene como invitado al compañero de Griffi (Juan Solo) y lo que suena es un medio tiempo cool de Sólo los Solo con Mucho Mu aportando lo suyo. Finalmente Griffi, sus bongos y sus bajos tartamudos vuelven con "Tú me importabas" que elevan la crónica sentimental de Mucho Mu hasta la épica: "vas comer mierda, puedo follarme a la que quiera: sois todas unas guarras."

Y no es la única que toca el tema amoroso (aunque Mucho se refiera a "ella" como una "comebolsas", en el mejor de los casos). Curioso el doble homenaje de "Gasto mis días". La base, puro electro con un robo a "Musique non stop" del "Electric Café" (EMI, 1986) de Kraftwerk. La frase central, "santos que yo te pinté, demonios se tienen que volver", viene precisamente de "Santos que yo te pinté" del LP "Unidad de Desplazamiento" (RCA, 2000), una de las canciones de amor y odio de Los Planetas. El sonido marcadamente vintage también está presente en "Rap en mi cuaderno" , producida por Zemo.

Curiosa "Malo muchacho", en la que el MC se permite ser nostálgico; recuerda a "Como podamos ser" de "Todo el Mundo lo Sabe" (Del Palo, 2005) de Sólo los Solo. Un tema de este tipo no tendría cabida en un disco de 7 Notas 7 Colores.

En general un disco mucho más intenso que la entrega anterior de 7 Notas, el irregular "La Mami Internacional" (La Madre, 2000), tanto en duración ("Chulería" es un disco muy largo en comparación con "La Mami Internacional", lo cual es normal en los discos de hip hop americano que suelen superar los 60 minutos) como en en lo lírico. Mucho ya no parece tan cansado (ni cansa tanto) como en aquel. También se beneficia del saber hacer de los productores de los que se rodea (con Griffi cerca nada puede salir del todo mal). Pero, aunque Mucho ya es un perro viejo, no supera a aquel cabrón de los dos primeros discos de 7 Notas 7 Colores.

Compartir

Otros Discos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies