Detrás de Factoria de Subsistencia se encuentra Josito Porto, artista polifacético que destaca como músico y actor... “Mis carreras como músico y como actor van paralelas desde el principio de los tiempos. La de actor es más conocida por la visibilización que aporta el aparecer en la televisión. La época Korosi Dansas fue el primer contacto profesional con la música y, por encima, con una panda con la que acabé formando algo más que un grupo, casi una familia. Es un momento en el que aparece el espíritu protestón y tocapelotas sin miramientos, algo que quedó grabado de alguna manera en los vericuetos de mi cerebro y ahora ya no sería adecuado cambiar. Un momento de camaradería infinita, tanto para reir como para llorar”.

Y es que Josito formó parte de Korosi Dansas, banda que representó la vertiente más reivindicativa y a la vez más experimental del rock en gallego de los años 90. Posteriormente llega Magritte, con toda la vieja guardia ourensana: José Lameiras, Xurxo Labrador, Jesús Dopazo… “Y yo sin tener ni puta idea de que eran la vieja guardia, por eso entré sin ningún tipo de prejuicio (risas). Después de las vivencias con Korosi Dansas, nunca encontré la posibilidad de volver o, por lo menos, intentar recuperar ese tipo de experiencias. Como cuando rompe una relación y juras sobre lo más sagrado y lo más demoníaco que nunca más volverás a compartir tu vida con nadie. Y ahí apareció Magritte. Con un proyecto que, desde el principio, me resultó completamente ilusionante tanto desde la perspectiva humana como desde el trabajo musical. No se parecía en nada a lo que habíamos currado con Korosi pero había un espíritu de entrega muy similar. Creíamos totalmente en lo que estábamos haciendo y eso es fundamental. Aún hoy, cuando escucho las canciones de Magritte, escucho canciones que me gustaría que siguiesen siendo creadas por alguien para poder tener el gusto de escucharlas y disfrutarlas”. Con Magritte lanza: “Vendaval” (Arteficción, 2010).

Su siguiente aventura es Factoría de Subsistencia, un proyecto que “nace por la necesidad de sacar para afuera temas, ideas, sensaciones, pesadillas, sueños que bailaban en mi interior. Pensamientos que, ya en la época de Korosi Dansas, fluían con cierta discreción al principio para continuar con un absoluto descaro. Decido materializar todas estas ideas coincidiendo (¿casualidad?) con el movimiento indignado del 2011. Ahí comienza esta travesía hasta nuestros días.

Uno de los primeros conciertos lo doy, en solitario, en A Praza da Quintana de Santiago D.C. para intentar amenizar la acampada indignada que aquellos días ocupaba la plaza. Yo aseguraba que realmente estaba allí por encargo del que era el máximo mandatario del concello de Compostela en aquel momento, Conde Roa, para intentar desalojar la plaza con mis mensajes de desaliento… pero no lo conseguí. Una de las primeras grandes derrotas de mi carrera como Factoría de Subsistencia”.

El nombre se mueve entre la declaración de principios y el análisis de la situación real para la música de autor y underground... “El nombre de Factoría de Subsistencia surge alrededor de unas birrillas con Nate Borrajo y José Lameiras. Yo llevaba unos días dándole vueltas a diversos nombres para este proyecto y creo que fue Nate la que comentó que en Ferrol había leído un cartelillo donde aparecía ese nombre, Factoría de Subsistencia. Estábamos ya inmersos en esa crisis encargada de jodernos los sueños y espabilar nuestras neuronas, me pareció el nombre idóneo para un sector en el que siempre nos vemos en la necesidad de subsistir a base de innovar (¿o será innovar a base de subsistir?)”.

Estamos ante un proyecto personal en el que cuenta primero con la ayuda de Alfredo Padilla, y tras su marcha a Londres, continúa adelante con el compostelano Anxo Graña, grabando su primer trabajo, "Cerca da Túa Orella" (Arteficción, 2015), con Sabela Dacal (Emilio Rúa, Xestreu)... Primero tengo la fortuna de contar con el trabajo del maravilloso músico y actor argentino Alfredo Padilla y después, cuando por motivos laborales Alfredo marcha, entra el extraordinario músico cangués Anxo Graña. Y, cuando Anxo abandona el proyecto, con el otoño del 2013 aparece el sol reencarnado en Sabela Dacal. Con Sabela, Factoría de Subsistencia incorpora el que es uno de los instrumentos característicos del grupo, el acordeón. Sabela aporta unas experiencias que cambiarán, a partir de ese mismo momento, la dirección de este proyecto que ya deja de ser un proyecto para convertirse definitivamente en lo que hoy en día es Factoría de Subsistencia. Es con Alfredo Padilla con quien grabo en 2012, en Xingreira controlados por Sergio Lameiras, una primera maqueta de los temas que, en aquel momento, luchaban por hacerse un huequecito en Factoría de Subsistencia”.

Esa maqueta es “Demo” (2012), catorce temas grabados por Josito Porto (voz), Alfredo Padilla (guitarra y coros), Nate Borrajo (coros) y José Lameiras (percusiones y coros). Sergio Lameiras (Los Cambiantes) se encarga de la producción.

Tres años después llegaba el mencionado "Cerca da Túa Orella" (2015), grabado con Sabela Dacal. Trabajo por el que planea la canción de autor, el análisis de la realidad (social y personal) y cierta retranca... "Con la incorporación de Sabela Dacal en el equipo titular de Factoría de Subsistencia, aparece la necesidad de grabar algunos de los temas que ya llevan un tiempo sonando en los conciertos. ‘Cerca da Túa Orella’ se plantea como un disco acústico, pensado para defenderlo en formato dúo con una guitarra acústica y un acordeón acompañando nuestras voces. Pero aquí, con la colaboración de Nate Borrajo y José Lameiras en alguno de los temas, ya empieza a germinar la necesidad de crear una factoría más elaborada”.

En 2019 vuelven a la carga con "Amores Fraticidas" (Arteficción, 2019), grabado con Sabela Dacal, José Lameiras y David Cid… “Es al final del verano del 2018 cuando se decide entrar a grabar. La banda ya llevaba unos meses trabajando como tal. Los que fueron siendo colaboradores anecdóticos en alguno de los conciertos del pasado, José Lameiras en la batería y David Cid al bajo, ya están totalmente integrados en la nueva agrupación. Hemos pasado de dúo acústico a cuarteto alternativo casi sin querer y pensamos que hay que dejar para las generaciones venideras una grabación del nuevo punto de vista de los temas de Factoría de Subsistencia.

Tomo la decisión de contar con nuestro técnico Sergio Lameiras, con el que hemos estado trabajando desde aquella primera maqueta, pero para desarrollar una faceta más de productor musical. En Estudios Xingreira hacemos una primera toma en directo de los diez temas que queremos incluir en este segundo disco. Los grabamos tal cual los tocamos en los bolos. Y Sergio Lameiras, nuestro ‘Brian Neno’ particular, se retira a su cueva con este material. Poco a poco vamos recibiendo el resultado de su trabajo. La opinión de la banda es unánime, contar con Sergio como productor ha sido un acierto absoluto. Tenemos que ponernos ya a trabajar sobre estos temas para poder grabarlos cuanto antes.

El trabajo es duro y, por momentos, muy jodido. Pero la implicación del equipo es absoluta, algo fundamental para poder presentar un trabajo con el concepto de lo que somos, una Factoría. Se cuida al máximo el concepto musical y estético de este trabajo. José Lameiras, con el que ya había contado para el primer disco, crea un universo estético simplemente magistral. Como si de una extraña unión fraternal galaico-mexicana se tratara, los ‘collage’ de cráneos, flores y extrañas criaturas van sorprendiendo mientras viajamos por las páginas del libreto que acompaña al disco. Sí, realmente pensamos que es el disco que quisimos grabar”.

A nivel composositivo se percibe que las canciones crecen. Se mantiene ese análisis de la realidad, entre lo ácido y lo suave... "Las letras continúan jugando con la dualidad entre el bien y el mal que nos rodean continuamente en este mundo que nos toca exprimir. La amenaza, la diversión, lo más naif y lo más elaborado van fluyendo a lo largo de la escucha de estos diez temas. Decidimos versionar uno de los temas que aparecía en el primer disco. ‘Pobre Superman’ se transforma en un nuevo y trabajado ‘Coitado Superman’. Musicalmente varía completamente y la letra, adaptada al portugués, busca el acercamiento al mercado del país ‘irmán’, un deseo ya presente desde el principio de los tiempos”.

Compartir

Grupos relacionados

Discografía del grupo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies