Warning: Declaration of TGM_Bulk_Installer_Skin::before() should be compatible with Bulk_Upgrader_Skin::before($title = '') in /home/lafonote/public_html/wp-content/themes/muse/backend/classes/class-plugins.php on line 1899

Warning: Declaration of TGM_Bulk_Installer_Skin::after() should be compatible with Bulk_Upgrader_Skin::after($title = '') in /home/lafonote/public_html/wp-content/themes/muse/backend/classes/class-plugins.php on line 1899

Warning: Parameter 1 to wp_default_scripts() expected to be a reference, value given in /home/lafonote/public_html/wp-includes/plugin.php on line 601
LaFonoteca, Disco: Wilson, Love Me, página 2
foto del grupo Wilson, Love Me

Último trabajo de Automatics. Cuando se trata de la despedida de un grupo que te ha gustado de siempre, uno espera que al menos se trate de un disco flojo, o que no responda a la trayectoria anterior, para así, a posteriori, justificar que la banda había perdido la intensidad que entonces te atrapó, que era mejor que lo dejasen. Pero claro, cuando sin embargo las canciones con las que se despiden, te dejan un buen sabor de boca, es inevitable no dejarse vencer por la amargura del adiós. Y es que “Wilson, Love Me” (Elefant, 2001) no está nada mal. Hace tiempo ya que Automatics dejaron claro poder defenderse con garantías manejando argumentos diferentes a los estrictos cánones noise con los que empezaron, así que al seguidor del grupo no pillará desprevenido la textura de los tres cortes que aquí editaron.

Portada de aires surferos (¿Es al beach boy Brian Wilson a quien rinden homenaje aquí?) como presentación de la referencia 343 de Elefant.

An empty page” es muy bonita. Tiene aires de Pale Saints o de los coros de My Bloody Valentine, no en lo ruidoso de la propuesta, porque de hecho no es de las más escandalosas. Un auténtico dulce para paladear. Coros de Jota, de Los Planetas.

Con tintes acústicos sigue el sencillo. “Big lies under a summer rain -Wilson love me” es auténtica orfebrería fina de acompañamiento musical. Cristalina. Aires de Cocteau Twins incluso. Caleidoscopios sonoros. No son los Automatics de siempre, porque se ha cambiado el noise por cuidados envoltorios de aparente fragilidad.

Donde sí deciden aportar intensidad es en los acompañamientos del último corte del último sencillo que grabó la banda: “The night poacher in the hall”. Genio y figura… Buen tema en el adiós, sí señor. Coros para dar grandilocuencia casi orquestal con ecos que nunca antes se vieron. Tintes de psicodelia americana, pero el final de la canción termina en un acústico.

Compartir

1 2

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies