portada del disco Telaraña

José y Manuel acababan de salir del proyecto Solera y Nuevos Horizontes estaban en un tris de desaparecer después de que la chica del grupo, Ana María, anunciara su abandono del mismo. En este contexto, y aconsejados por su común sello, se reúnen ambas formaciones para tejer esta “Telaraña” (Hispavox, 1974) bajo el alambicado nombre de Nuevos Horizontes & José y Manuel. Un disco fronterizo entre el folk y la sicodelia, que no renuncia a la comercialidad. Las buenas voces de los cinco componentes, la base rítmica de Nuevos Horizontes, la guitarra de José y la flauta de Manuel realizan un excelente trabajo, hoy injustamente olvidado.

“Barcelona” es un tema de voces ágiles y bonita melodía que narra el deseo por llegar a esta ciudad y sus principales referentes turísticos. Fué la canción elegida para la edición de un single que precedió la edición de este LP. La flauta protagoniza la introducción de “Creías que ya nunca me iba a enamorar”, un tema ciertamente pachanguero, no exento de elegancia formal, que nos recuerda algunas canciones de gente como Fórmula V o Los Pasos.

“Se me escapó una ilusión” tiene poco que ver con las dos anteriores. Una deliciosa balada con instrumentación contundente y aportaciones de los teclados y la flauta que le confieren un aspecto bucólico. Guardando un cierto parecido con ella, encontramos “Quizás, quizás”. “Saltimbanquis” es un numero de guitarras acústicas, cantado a varias voces con apariciones puntuales de solos de violín. No es de lo mejor de un LP cuyo nivel medio es muy alto.

Introducción a capella e instrumentación corta y en segundo plano para “Si volviéramos de nuevo a vernos”, un tema en el que Nuevos Horizontes, José y Manuel lucen su poderío vocal. Excelente ese “My sunshine”, cantado en inglés en el que los espectros de Buffalo Springfield, Lovin' Spoonful, Beach Boys y los grandes de la sicodelia norteamericana se nos aparecen. Solos de saxo, riffs de guitarra, punteos distorsionados, despliegue vocal, ritmo a raudales... simplemente tienes que oírla.

En la misma línea, pero más cañí y con un toque de Vainica, nos topamos con “Versallesco Rococo”, un cuento nada infantil que glosa amores barrocos y los cuernos de un marqués. Con “Dices que me quieres” regresa el desenfado rítmico y los tópicos comerciales. Se escucha con agrado y las voces tienen algo de viejas bandas inglesas como Searchers o los mismísimos Beatles.

Se acaba este disco con “Cierra el balcón” un tema perfectamente homologable al rock progresivo, con una guitarra santanera y una flauta despendolada. Muy buen final para uno de esos álbumes que uno lamenta que llegue al final. Urge la recuperación en formato CD con su portada y notas originales de este LP, entre lo mejorcito de los 70 que, por la calidad y variedad de sus temas, resume y reúne las distintas corrientes musicales de la primera mitad de la época en nuestro país.

Compartir

1 2

Otros Discos

Comentarios

foto del usuario hortera
hortera
20 marzo, 2010 at 13:22

Un gran disco que no se comió un colín. A ver cuando se anima alguien a editarlo en compacto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies