Warning: Parameter 1 to wp_default_scripts() expected to be a reference, value given in /home/lafonote/public_html/wp-includes/plugin.php on line 601
LaFonoteca, Disco: Social Peligrosidad / Libertad Para Mirar Escaparates
portada del disco Social Peligrosidad / Libertad Para Mirar Escaparates

Cucharada se estrena con dos canciones poco digeribles para la nueva España, algo soñolienta después del ignominioso franquismo. Y es que sus miembros bucean por terrenos pantanosos, tanto en lo lírico como en lo musical. ¿La razón? Muy sencilla, las letras del futuro Manolo Tena no se pierden en nebulosos izquierdismos con sus farragosas utopías, sino que el poeta se pone del lado de los oprimidos de todas las épocas (vagabundos, putas, homosexuales, obreros explotados, los pobres de siempre y demás olvidados); la música se limita a prestar contundencia y síncope rítmico a la tétrica descripción del ostracismo que rodea a todos esos colectivos.

La cosa empieza cargada con la excepcional "Social peligrosidad", crítica desafiante y  merecida a la burda política de peligrosidad predelictual ya ensayada en época de la República y recuperada por Fraga, una maravilla legislativa que se dedicaba a enchironar por su diferencia e indecencia a ciertos sectores sociales con intención de evitar las futuras fechorías que habían profetizado los bienintencionados católicos adinerados, para vomitar. La letra eficazmente estructurada no tiene desperdicio, la melodía secunda con esquizofrénica insistencia cada estrofa, para después vibrar enloquecida con su acertado estribillo, "¿Quién es el culpable, quién el inocente? ¿El justo millonario o el pobre innecesario?". Camellos, homosexuales, traperos... y la voz trobadoresca de Tena.

Le sigue "Libertad para mirar escaparates", ambas cofirmadas por Tena y Molina, buenos riffs de guitarra (tortuosos y chirriantes) y un sugerente ritmo de batería llenan una crónica menos evidente pero igual de ambiciosa, la libertad falseada e hipotecada de los poderosos contrapuesta con sus vicios de opresión y etiquetaje de aquellos menos lisiados, en cuanto a lucha e igualdad se refiere. A pesar de su calidad hubiera discurrido mejor en los tintes quebrados de Manolo Tena (y es que el solista elegido parece ahogarse con las frases).

Fue producido por Vicente Romero que hubo de esperar a que los grisáceos liberaran a nuestro grupo por haberles pillado tocando en el metro, cucharadas de realidad pardusca, amigos.

Compartir

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies