portada del disco Seeds of Enthusiasm

Debut a lo grande. “Seeds of Enthusiasm” (BCore, 1997) es una inapelable colección de sacudidas al sistema nervioso de las que te dejan temblando y soltando espuma por la boca.

Contundencia revestida en ácido sulfúrico, el gen enfermizo de Unsane se inmiscuye sin invitación en el sonido de un álbum que chorrea sudor por todos sus poros, y donde la sucesión de melodía-hachazo-cambio de ritmo que ejecuta No More Lies, va cambiando de orden indistintamente a conveniencia. Esto es posible gracias a la habilidad natural del trío catalán para reconocer el momento exacto de ejecutar la explosión, el frenazo indiscriminado o el cambio de marchas sin necesidad de que el flujo de energía deje de correr.

Mecánicos de post-hardcore metalizado con corazón punk y pulmones repletos de melodías henchidas de gran fuerza emotiva, Santi, Roger y Màxim ensamblan siete cortes sin desperdicio que, en cierta manera, recuerdan al brutal “Beaster” (Rykodisc, 1993) de Sugar pasado por un tapizado de electricidad rugosa guiada por una base rítmica más camaleónica y espaciada -vía Hoover de Washington D.C.- y sin la pulsión pop que desprende tras su coraza de acero la obra de Bob Mould y los suyos.

Temazos como “Friends from Mexico”, “Too Late” y ese arranque de partida bajo el nombre de “I can’t become aware” sirven como punta de lanza a este disco que ponía a los de Sant Feliu de Guíxols en el mapa con todas las credenciales para convertirse en la principal referencia del post-hardcore manufacturado en nuestro país.

Compartir

Otros Discos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies