Warning: Parameter 1 to wp_default_scripts() expected to be a reference, value given in /home/lafonote/public_html/wp-includes/plugin.php on line 601
LaFonoteca, Disco: Muy Deficiente
portada del disco Muy Deficiente

Pasadas las primeras curvas y las dudas legales sobre qué hacer con el primer material editado, parece que corren tiempos mejores para Platero. Por fin tienen una discográfica potente apostando por ellos, y por fin tienen la libertad que necesitan para sacar material a la calle. Con esas perspectivas halagüeñas el grupo se lanza de cabeza a este disco que raya el sobresaliente, con un rock fresco, atrevido y burbujeante.

Y es que empezar precisamente con “El roce de tu cuerpo” hace que tengas ganas de mucho más; por derecho propio lo que es una simple canción de desamor se ha convertido en un clásico del rock patrio, pero que siga además un himno como “Rompe los cristales” te confirma que estás ante un disco con alma: “Da otro paso no debes parar / rompe los cristales si quieres entrar / grita al aire aunque no quiera oír / y escribe el principio donde pone fin”.

El sonido conglomerado de las guitarras y el bajo de “Esa chica tan cara” parecen echarte una mano sobre el hombro y compartir confidencias entre birras y canciones de Status Quo (Uoho parece disfrazarse de Rick Parfitt en el solo); “Estás solo” suena a continuación llena de rabia y espumarajos, dando de camino la nota de crítica social al disco, concretamente dirigida directamente a la clase mandataria: “No aprovechaste el tiempo que te han dado de poder / Me pregunto cómo alguien puede ofrecer lo que no puede tener”. Hay que recordar en este momento que la vena reivindicativa de Platero siempre ha sido bastante elegante, dentro de la llaneza de sus palabras; entendiendo que se puede ser crítico e incisivo sin caer en el insulto gratuito.

Más desenfada y alegre aparece justo en el ecuador del disco “Sin solución”, que narra la historia de cómo se conocieron los miembros del grupo y la decisión de formar la banda. Aparece Rosendo colaborando en las voces.

Tú te crees que yo te envidio por sonar en los 40 / pero no me das ni asco ahora sólo me das pena”, sentencia Fito con sorna; “No hierve tu sangre” ataca sin piedad la frivolidad de la industria musical y de los ídolos de goma, y lo hace con un trallazo de rock superlativo.

La influencia de Uoho se hace más patente en las tres siguientes canciones del disco en los rasgos heavies de “Contaminamos”, “Meando en la pared” y “Desertor”, a saber: riffs enérgicos que acompañan los truenos de los poderosos bajos y contundentes baterías, rematados con guitarras de espeluznantes pentatónicas, calcado a cualquier miembro de la NWOBHM, por la que si quisieran los miembros de Platero podrían pasar, si quisieran.

El mítico pianista de La Movida Reverendo acompaña al grupo en “Cantalojas”, una sorprendente cortina de satén mecida en la brisa nocturna, punzantes notas en la guitarra solista que desafía al insomnio. A la mente me viene irremediablemente la mítica “As the years go passing by o el Gary Moore de “Parisienne walkways”, cerrando el disco con una brillantez que les corresponde por derecho, ya que en él nos encontramos desde clasicazos para cantar a grito pelado pasando por temas metaleros sin lugar a réplica hasta un blues noctámbulo. La unión de los músicos es estupenda y el equilibrio  que han conseguido los hace más que aptos para llegar arriba. Lo hicieron, pero tendrían que esperar un poco.

Compartir

Otros Discos

portada del disco 7

7

(3 votos)
Tu puntuación: /10
(DRO , 1997)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies