portada del disco Maresia

Bifannah presentan su primer larga duración. Diez canciones grabadas en Terraforma Estudios de la mano de Ibán Pérez. Jasper Geluk (Jacco Gardner, Allah-Las...) es el encargado de la mezcla en su estudio Tone Boutique en Haarlem (Holanda) y Javier Ortiz de Estudio Brazil remata la masterización del álbum.

Maresia se gestó a partir del verano pasado, en 2016. Junto a The John Colby Sect decidimos meternos en la composición y grabación de un trabajo largo. Fue una experiencia muy interesante; estar a distancia pero poder componer y ver crecer las canciones así fue algo nuevo aunque bastante exigente. Teníamos el compromiso de mejorar lo recogido en el ‘Bifannah EP’ (Autoproducido, 2016) y nos pusimos a ello. Grabamos en 4 días en Terraforma Estudios con Ibán Pérez, con el que ya habíamos trabajado en la anterior grabación y posteriormente se mezcló en Tone Boutique de la mano de Jasper Geluk en Holanda. El disco se acerca a un viaje geográfico y temporal. Hay variedad de sonidos e influencias que en conjunto creemos que hacen que el disco no caiga en la monotonía. Era algo que teníamos entre ceja y ceja hacer y con lo que estamos satisfechos. Cada canción tiene su propio mundo, sus propias sensaciones” explican.

Un trabajo con el que mantienen ese revisionismo de los 60’s y 70’s, y esa conjunción de sonidos garage, psicodélicos y tropicalistas marca de la casa. Un auténtico discazo de principio a fin, desde ese corte inicial "Pequeno salvagem" y su arrebatadora melodía. Llevan a cabo una mezcla perfecta entre moody garage y tropicalia, generando un sonido propio en el que se intuyen influencias -Caetano Veloso, Surfer Blood, Garotas Suecas, Wild Nothing, Real State o Girls-, pero nada más que eso. Canciones como "Kala-Mata" destacan por su alma groove y fiestera, por desarrollar un pop colorista y vaporoso lleno de calidez.

Canciones más garage como "Magic Mamba" unen en poco más de tres minutos las costas brasileñas y las californianas. Con el portugués como hilo conductor, las percusiones de Antón Martínez y el órgano de Pablo Valladares consiguen tejer una atmósfera rítmica brillante.

Nos encontramos con pasajes íntimos y pop como "Ervas", en el que Antía toma el protagonismo vocal; aires western -"Faz-me mal"- y psicodelia nocturna -"Aquela maldição", "A bruxinha"-.

Uno de los discos de lo que va de año. Sin duda.

 

Compartir

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies