portada del disco Los Éxitos de los Webelos por los Punkrockers

Segundo larga duración de Webelos, tras el "Los Webelos Contra El Homo Sapiens" (Beat Generation - Munster, 2000). Tiene toda la pinta de tratarse de una muy elaborada broma. La portada es una copia de un disco de versiones de los Sex Pistols que se editó en España a cargo de un grupo llamado Los Punk Rockers. Por un lado se ejercitan en su particular cruzada para dejar claro que lo que algunos llamaban punk-rock no era tal, sino metal camuflado. Por otro lado, con todas las críticas que les llovió de diferentes ámbitos, pero sobre todo de muchos de esos grupos a los que ellos provocaban, el confeccionar todo un disco con presuntas versiones de temas suyos, no dejaba de alimentar la polémica.

Además de la portada, Webelos aprovecha lo que en el disco original eran reproducciones en pequeño de discos del sello que editó el vinilo de versiones original, para hacer copias de portadas de Larsen, Siniestro Total, Alaska y Los Pegamoides, Parálisis Permamente, Desechables y Kangrena.

Para reforzar la broma, el libreto interior contenía el siguiente texto: "Tienes en tus manos la reedición en CD del mítico LP editado originalmente en 1982. Éste recopilaba 17 temas extraídos de los, hoy inencontrables singles y maxis que los Webelos publicaron durante su corta existencia (1979-1982)". Y claro que eran inencontrables, ¡cómo que nunca existieron!

Con la excusa el trío facturó una nueva entrega de revisión de punk de los 80 una década después, con la misma intensidad desplegada en los trabajos anteriores. Y es que probablemente "Los Éxitos De Los Webelos" puede pasar perfectamente por el mejor trabajo del trío madrileño. Guitarras afiladísimas y cortantes, voces desquiciadas, percusiones aceleradas y el bajo llevado a primera línea sobre casi todo.

Grabado en los estudios Janie Jones (alejado de Madrid y barato, según comentaban en entrevista). En el libreto interior, además de las letras, gran número de fotos con la banda en plena acción durante los conciertos. Mugretone y Posion en posturas de puro erotismo y dominación ... todo un espectáculo.

Larga lista de agradecimientos que concluye "siguiendo la tradición" con el nombre de Kike Turmix. Añaden: "Sin tu "apoyo" nunca hubiésemos llegado hasta aquí".

"I hate teenageers" y "Destruye" son versiones, de Insults y Familia Real. De igual forma, "Lo mío es lo mejor", una provocación casi infantil ("Mi padre es Superman" concluyen) con aire de los primeros Siniestro Total, es una adaptación de los Travestis Adoradores de Satán, el grupo previo a Webelos.

Vuelven a muchas de sus líneas temáticas: orgullo de ser pijo-punks, mención a la componente primitiva, a utilizar el rock and roll clásico como base principal (veánse sino "La venganza de los tenistas nazis", "Twist asesino" -con movimientos de tibia y esternón como los de Alaska-)

"Johny Macarroni", "Berlin 1943", "No puedo más", "Esta noche tengo una misión", por poner sólo unos pocos ejemplos, son pura dinamita. Pertenecen a la serie de temas que encajarían sin problema alguno en cualquier recopilación de punk del más duro. Cuesta creer que disquisiteces ajenas a las estrictamente musicales, motivadas probablemente por ellos mismos, eso sí, pudieran oscurecer la llegada del punk de Webelos a todos los seguidores del estilo.

"Berlín 1943" en concreto, que es la que abre el disco, resulta en las mismas coordenadas que "1943" la canción de Espasmódicos, y como ella, con el mismo grado de posible controversia. Para muchos con ganas de criticar las veleidades del grupo con la iconografía nazi, excusa ideal para reiterar sus ataques. Porque claro, hacerlo con "La venganza de los tenistas nazis" puede resultar patético. Y "Vladimir", aún tratando sobre la Segunda Guerra Mundial, y haciendo mención al ejército nazi, no parece ser apología de nada.

Repiten guiños a Larsen, esta vez con su "Arriba España, abajo Francia". Coz a todo el espíritu de hermandad europeo.

En "A Vicky le gusta el punk" uno puede encontrar conexiones con las letras de los Pegamoides, pero los acordes iniciales, sin embargo, se van a las durezas de grupos como The 4 Skins.

Más que recomendable.

Compartir

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies