Warning: Parameter 1 to wp_default_scripts() expected to be a reference, value given in /home/lafonote/public_html/wp-includes/plugin.php on line 601
LaFonoteca, Disco: La Quitxalla Dirà la Seva
portada del disco La Quitxalla Dirà la Seva

Volverían ASSAC! a acudir entre mayo y junio de 2012 al local de Col.lapse para dejar grabado el material para el que sería su primer LP oficial, exceptuando la revisión de los temas de su demo.

Muy pendientes siempre de los grupos que hacen la música que les gusta, los catalanes no desaprovechan oportunidad para homenajear o hacer referencia a sus influencias. En el disco incluyen un tema de Agnostic Front ("Darrer avis") y otro de los italianos Indigesti ("Mass media"), mientras que la portada es un calco personalizado de "The Kids Will Have Their Say" (XClaim! / Dischord, 1982) de SSD Decontrol, y el título su traducción al catalán.

El disco pasa volando; temas cortos como suele ser habitual en el grupo, y de aceleración casi constante. Un ejemplo extremo es el caso de "Estigmes del colonialisme", rápido como un tema de Disorder.

Como ya avanzaran en su maqueta previa, revisten el hardcore frenético y demoledor con guitarras que plantean una tensión casi oscura, gélida, como en el caso de, por ejemplo, "Papatayin kita". La canción en cuestión trata de la transición democrática en Filipinas tras la dictadura de Marcos. Más cuestiones internacionales son las que abordan en "Estigmes del colonialisme", arrebato contra el imperialismo blanco hacia el exterior.

Más concretas, dirigidas al entorno social que nos rodea, son "Això ha de petar" y su necesidad de cambios ante la impunidad de la clase dirigente, o el carácter antisocial del individuo como vagabundo en la ciudad de "El meu pitjor enemic".

La voz de Robert es claramente uno de los puntos fuertes de la música de la banda, adaptándose tan pronto a la velocidad como a un fraseo casi marcial de las letras. "Això ha de petar" es probablemente junto a "Els salvatges" uno de los mejores momentos del disco. Apabullan al oyente, atemorizándole con peligros insospechados que tan pronto parecen provenir de las guitarras y base rítmica, que avanza implacable, como la crispación que transmite su cantante.

Es éste el ambiente que crean también con "Nuclears a la merda", que abre el disco y que sin ambages o lindezas se opone a ese tipo de energía.

Una descarga de tralla y energía con montón de guiños que deberían de hacer las delicias de los seguidores del punk y hardcore.

Compartir

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies