Warning: Parameter 1 to wp_default_scripts() expected to be a reference, value given in /home/lafonote/public_html/wp-includes/plugin.php on line 601
LaFonoteca, Disco: Dios Está en Todas Partes
portada del disco Dios Está en Todas Partes

Debut propiamente dicho de Sutura tras la maqueta que grabaron y que finalmente se reeditaría como "Maketa" (Autoproducido, 2009). Como hicieran con su demo, grabaron en Rentería en el estudio de Jorge Reboredo.

En palabras del propio grupo, el disco se convertiría en pieza clave de su discografía, y probablemente, donde mejor pusieron bien a las claras cuáles eran sus argumentos musicales. Uno de ellos bien podría ser el de la lírica clara y directa en sus letras: "No me hables del futuro, no me hables del amor / No me des más por el culo y dame un mundo mejor" dicen, por ejemplo en "No hay futuro", canción en la que también se manifiesta la capacidad de la banda para combinar guitarras y coros.

Con "Antifascista" dejan claro, por otro lado, su posicionamiento. Guitarras épicas y consignas de querer destruir el mundo para crear otro mejor, poniéndose en la piel de todas y cada una de las que entienden como víctimas del fascismo. Llegan incluso a hacer mención a su condición de nietos de los muertos en la Guerra Civil, en lo que, además de un ejercicio de memoria histórica tiene signos inequívocos de guiños para La Polla Records en su "No somos nada". A los alaveses y aquel Johny que pilotaba el bombardero, también recuerdan algunos de los mimbres de "Walter", explícita en sus insultos.

En sus momentos más rockeros, los de "Me largo del país" y el "RnR de los muertos", el que reservan a militares, banqueros, millonarios y políticos, recuerdan, sin embargo, a Cicatriz.

En "El yonki" acometen a punk de galope una historia dura de drogadicción, facturando una buena canción, con signos de la crudeza de la que compuso Odio.

Sutura reinciden en el ideario vertido en sus letras, en la condición de sumisión y aletargamiento de la ciudadanía ante los estamentos, que utilizan todas sus armas paralizantes para que nada cambie. Aún así tanto en "El día de la venganza" o en "La revolución de los miserables" avanzan el advenimiento del resurgir y la explosión liberadora. Si en la primera la línea de bajo hace pensar en un rock-ska, lo de la última canción (que cierra además el disco) tiene la lentitud amenazante de aquel "Troops of tomorrow" de The Exploited.

Si lo de "Trintxerpe" es una "bucólica" y desesperanzadora semblanza de su localidad a ritmo de punk rock al trote no exento de un punto de alegría en lo musical, "11 de septiembre" es el canto a la caída de las torres del capitalismo, con todo lo que desencadena como reacción.

A destacar, a mi juicio, el corte que da título a este disco de debut, y en el que dan rienda suelta a sus dudas existenciales o, mejor dicho, teologales.

Realmente uno de sus mejores trabajos.

Compartir

Otros Discos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias para facilitar tu navegación y una atención personalizada gracias a la información estadística que obtenemos tras analizar hábitos de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies